La escuela constituye un espacio muy especial. La escuela es casa, pero es también espacio público. Es donde se encuentran los niños y las niñas para aprender a convivir. La escuela, es por lo tanto, un espacio de convivencia y de paz. Bakegune.

Es en la escuela donde los niños comienzan a percibirse como ciudadanos. Es donde aprenden su dimensión ciudadana y practican los valores de la convivencia. La escuela se convierte entonces en un espacio para la paz.

ESKOLA BAKEGUNE pretende ser un espacio real y virtual donde la paz tenga lugar y aposento. Aquí expondremos los valores y las virtudes ciudadanas que se requieren para la convivencia. La paz, la tolerancia, la empatía, el respeto, la libertad y los demás valores tendrán aquí su sitio.

No somos partidarios de la unanimidad ni de la uniformidad, apreciamos el valor de lo distinto. Es por ello que este es un espacio abierto. Abierto a la colaboración y abierto a las propuestas. De hecho, este espacio es fruto de una colaboración entre distintas sensibilidades.

Os doy la bienvenida a este espacio de paz y convivencia. Deseo que esta eskola-bakegune sirva al empeño de la concordia entre distintos.